Página principal

  • La Federación Nacional ASPAYM y el Hospital Nacional de Parapléjicos de Toledo, instalarán un parque infantil inclusivo para niños y niñas con discapacidad en este centro de referencia, cuyas obras ya han comenzado. 
  • El proyecto “Aquí jugamos todos” permitirá habilitar un espacio de juego para los niños y niñas hospitalizados, dónde compartir su tiempo con independencia de capacidades, cumpliendo el derecho del niño de disfrutar plenamente de juegos y recreaciones en igualdad de oportunidades.

 

La Federación Nacional ASPAYM (Asociación de personas con lesión medular y otras discapacidades físicas) y la Fundación Soliss han firmado hoy el acuerdo de colaboración que permitirá sumar esfuerzos para hacer realidad el parque infantil inclusivo.

El acto ha tenido lugar esta mañana, a las 12:30 horas, en las instalaciones de la Fundación Soliss (Cuesta Águila, 5 - Toledo), y ha contado con la presencia de Eduardo Sánchez Butragueño, director de la Fundación Soliss, y José Ramón del Pino, presidente de la Federación Nacional ASPAYM.

 

 

Durante el evento, ambos representantes han explicado la importancia de la colaboración para llevar a cabo el proyecto “Aquí jugamos todos”. “Nos hace especial ilusión presentar este acuerdo. Nos llena de orgullo apoyar un proyecto como este y consideramos que es parte de nuestra responsabilidad”, enfatizó Eduardo Sánchez.

Por su parte, José Ramón del Pino señaló: “Queremos agradecer a la Fundación Soliss las facilidades que nos ha ofrecido en todo momento para colaborar en este proyecto. Un acuerdo que permitirá a los niños y niñas, con y sin discapacidad, disfrutar del ocio de manera inclusiva”.

La suma de todos estos esfuerzos permitirá a la Federación Nacional ASPAYM y al Hospital Nacional de Parapléjicos de Toledo, instalar un parque infantil inclusivo para niños y niñas con discapacidad en este centro de referencia, que reúna las condiciones de accesibilidad universal y diseño para todos.

El proyecto “Aquí jugamos todos” habilitará un espacio de juego para los niños y niñas hospitalizados de este centro, dónde compartir su tiempo con independencia de capacidades, cumpliendo el derecho del niño de disfrutar plenamente de juegos y recreaciones en igualdad de oportunidades.

Además, con este proyecto se ampliarán los entornos físicos para el desarrollo de tratamientos y terapias, así como se conseguirá dotar de espacios de juego y socialización para los niños y niñas con y sin discapacidad, y para los padres o adultos que los acompañan.

  • El objetivo es sensibilizar a la tripulación sobre las necesidades de los usuarios con discapacidad para que puedan ofrecer una atención adecuada, tanto en el aeropuerto como dentro del avión.
  • Esta cuarta edición, cuenta con la colaboración de profesionales de ADACE CLM y ONCE.

Profesionales y miembros de la junta directiva de la Federación Nacional ASPAYM y del Hospital Nacional de Parapléjicos de Toledo, centro dependiente del Servicio de Salud de Castilla-La Mancha (SESCAM), están impartiendo la IV edición del curso “Atención al pasajero con necesidades especiales”, dirigido al personal de cabina de la aerolínea Albastar y a sus profesionales de atención al cliente de los aeropuertos

El objetivo de este curso que ha sido organizado por cuarto año consecutivo, por la Federación Nacional ASPAYM con la colaboración del Hospital Nacional de Parapléjicos y su Fundación, es sensibilizar a los profesionales de la aerolínea acerca de las necesidades que tienen las personas con discapacidad a la hora de viajar en avión, para que ofrezcan una atención adecuada, tanto en el aeropuerto como dentro de la aeronave.

Además, a través de esta formación, se le han dado a la empresa Albastar las directrices para que los servicios que ofertan estén correctamente adaptados, de tal manera que cualquier usuario pueda acceder a ellos de manera autónoma y segura.

 

 

Durante este curso, que se celebra los días 19 y 20 de noviembre en las instalaciones del Hospital Nacional de Parapléjicos, se abordan temas como la correcta manipulación de la silla de ruedas, o las técnicas más adecuadas para movilizar o transferir al asiento del avión a una persona con lesión medular, entre otros.

En el curso, que está siendo impartido por profesionales de las áreas de Rehabilitación, Psicología, Enfermería y Terapia Ocupacional del Hospital Nacional de Parapléjicos, se están dado a conocer las complicaciones que se derivan de una lesión medular, tales como la falta de movilidad y sensibilidad en miembros inferiores o superiores, y la falta de control de esfínteres, así como en los aspectos emocionales, entre otros.

Asimismo, miembros de la junta directiva y técnicos de la Federación Nacional ASPAYM, aportan la visión del usuario y ponen de manifiesto las necesidades más habituales que tiene el colectivo de personas con discapacidad a la hora de viajar en avión.

 

 

Además, como novedad, esta IV edición del curso cuenta con la colaboración de profesionales de ONCE (Delegación Territorial Castilla-La Mancha) y de ADACE CLM (Asociación de Daño Cerebral Sobrevenido de Castilla-La Mancha).

Por su parte, el Consejero Delegado de la compañía Albastar, Michael Harrington ha hecho hincapié en la importancia de este tipo de formaciones para una compañía como la suya, que transporta al año cerca de 75.000 pasajeros de los cuales en torno al 30% son personas con discapacidad.

Según Harrington con este curso no sólo se forma a la tripulación de cabina sobre el manejo y la atención a los usuarios con discapacidad, sino que se aborda el tema desde la concienciación a la propia compañía aérea, aportando las directrices para lograr la mayor accesibilidad en los servicios que ofertan a sus clientes.

  • El Ministerio del Interior y la DGT conceden este reconocimiento a ASPAYM por su compromiso para reducir la siniestralidad en los accidentes de tráfico. 
  • El acto de entrega se realizó en las instalaciones del Hospital Nacional de Parapléjicos de Toledo.

La Federación Nacional ASPAYM (Asociación de personas con lesión medular y otras discapacidades físicas) recibió ayer, jueves 15 de noviembre de 2018, la medalla al mérito de la seguridad vial en su categoría de plata con distintivo azul, concedida por el Ministerio del Interior a petición de la Dirección General de Tráfico (DGT).

Tras visitar el Hospital y acercarse a conocer la sede de ASPAYM, el acto de entrega se ha realizado en las instalaciones del Hospital Nacional de Parapléjicos de Toledo, contando con la presencia de Fernando Grande-Marlaska, Ministro del Interior, de Pere Navarro, director general de la DGT, de toda la junta directiva del Hospital, Milagros Tolón, alcaldesa de Toledo y todo el equipo de trabajo de la Federación Nacional ASPAYM y de ASPAYM Toledo.

Esta condecoración se ha otorgado como reconocimiento al compromiso de ASPAYM para reducir la siniestralidad en los accidentes de tráfico, en diferentes acciones en colaboración con la DGT, que permiten prevenir lesiones medulares y las secuelas irreversibles derivadas de los accidentes, así como mejorar la atención a la víctima y sus familias.

 

Fotografía en el acto de entrega

 

José Ramón del Pino, presidente de la Federación Nacional ASPAYM, considera que esta medalla es “una gran alegría para toda la familia ASPAYM y un justo reconocimiento al buen trabajo que se hace desde todas las asociaciones y en particular el de los voluntarios”.

De hecho, ASPAYM siempre ha trabajado y realizado diferentes acciones o campañas con el objetivo de reducir los accidentes de tráfico y concienciar sobre Seguridad Vial. Por ello, en el año 2006, se sumó a la Carta Europea de la seguridad vial, renovando en los años 2009 y 2012.

Además, desde el año 2007, realiza la Campaña de sensibilización denominada “No corras, no bebas…no cambies de ruedas” en colaboración con la DGT, que cuenta como pilar fundamental con la participación de los voluntarios/as de ASPAYM, personas con lesión medular víctimas de un accidente de tráfico, que son los encargados de acompañar a los agentes de tráfico durante los controles.

 

fotografía de la medalla

 

Otra de las principales actuaciones de ASPAYM es el programa “Club Willy: Discapacidad y Seguridad Vial”, que lleva desarrollándose desde hace más de 10 años, y que está dirigido a niños y niñas de educación infantil y primaria con el fin de concienciar a la población más joven de las consecuencias que tienen las actitudes no responsables en seguridad vial. Además, desde hace unos años, se lleva a cabo ligado a este programa un “Concurso de Dibujo Escolar de Discapacidad y Seguridad Vial”.

ASPAYM también desarrolla de manera anual un Congreso Nacional de Seguridad Vial y Discapacidad con el fin de realizar una labor formativa y de concienciación social sobre esta realidad.

Por todo ello, durante la trayectoria de la asociación, siempre que así se le ha requerido o solicitado por los demás agentes implicados, ha aportado sus consideraciones para lograr mejorar en las diversas actuaciones relacionadas con la política de seguridad vial.