Página principal

Organizado por la Federación Nacional ASPAYM  con la  colaboración del Hospital Nacional de Parapléjicos y su Fundación

  • El objetivo es sensibilizar a la tripulación sobre las necesidades de los usuarios con discapacidad para que puedan ofrecer una adecuada atención, tanto en el aeropuerto como dentro del avión.

Profesionales y miembros de la junta directiva de la Federación Nacional ASPAYM y del Hospital Nacional de Parapléjicos, centro dependiente del Servicio de Salud de Castilla-La Mancha (SESCAM) están impartiendo el curso “Atención al pasajero con necesidades especiales”, dirigido al personal de cabina de la aerolínea Albastar y a sus profesionales de atención al cliente de los aeropuertos.

El objetivo de este curso, que ha sido organizado por la Federación Nacional ASPAYM con la colaboración del Hospital Nacional de Parapléjicos y su Fundación, es sensibilizar a los profesionales de la aerolínea acerca de las necesidades que tienen las personas con discapacidad a la hora de viajar en avión, para que ofrezcan una adecuada atención, tanto en el aeropuerto como dentro de la aeronave.

Además, a través de esta formación, se le ha dado a la empresa Albastar las directrices para que los servicios que ofertan estén correctamente adaptados, de tal manera que cualquier usuario pueda acceder a ellos de manera autónoma y segura.

Durante este curso, que se celebra los días 24 y 25 de noviembre en las instalaciones del Hospital Nacional de Parapléjicos, se abordan temas como la correcta manipulación de la silla de ruedas, o las técnicas más adecuadas para movilizar o transferir al asiento del avión a una persona con lesión medular, entre otros.

El curso está siendo impartido por profesionales de las áreas de Rehabilitación, Psicología, Enfermería y Terapia Ocupacional del Hospital Nacional de Parapléjicos, quienes han dado a conocer las complicaciones que se derivan de una lesión medular, tales como la falta de movilidad y sensibilidad en miembros inferiores o superiores, y la falta de control de esfínteres, así como en los aspectos emocionales, entre otros.

Asimismo, miembros de la junta directiva y técnicos de la Federación Nacional ASPAYM, han dado la visión del usuario y han puesto de manifiesto las necesidades más habituales que tiene el colectivo de personas con discapacidad a la hora de viajar en avión.

Por su parte, el Consejero Delegado de la compañía Albastar, Michael Harrington ha hecho hincapié en la importancia de este tipo de formaciones para una compañía como la suya, que transporta al año cerca de 85.000 pasajeros de los cuales en torno al 45% son personas con discapacidad.

Según Harrington con este curso no sólo se forma a la tripulación de cabina sobre el manejo y la atención a los usuarios con discapacidad, sino que se aborda el tema desde la concienciación a la propia compañía aérea, aportando las directrices para lograr la mayor accesibilidad en los servicios que ofertan a sus clientes.